0 0

Share it on your social network:

Or you can just copy and share this url

Ingredientes

Ajustar Porciones:
1kg ternera para guisar, cortada en cubos de bocado
1 Cebolla dulce grande
6 cebollitas francesas
200g champiñones laminados
2 zanahorias
1 botella vino tinto
1/2 vaso caldo de carne
1 chorrito brandy
150g bacon en lardones
sal y pimienta
aceite de oliva
mantequilla
1 pizca de tomillo
1 Hoja de laurel
2 diente de ajo
1 cucharada Harina
3 cucharadas tomate concentrado
Boeuf Bourguignon (cocina francesa)

Boeuf Bourguignon (cocina francesa)

Bon appetit!

Características:
    Cuisine:

    Carne guisada receta francesa

    • 2,5h
    • Para 6
    • Media

    Ingredientes

    Introducción

    Compartir

    El boeuf bourguinon es una de las recetas más famosas de la cocina francesa, y eso es decir mucho. Es un plato típico de la región de Borgoña, zona con una tradición vitivinícola centenaria, por lo que os podéis imaginar que uno de los ingredientes principales de esta receta, es el vino. Se usa prácticamente una botella entera, así que yo os recomiendo que os pongáis una copita pequeña de un vino rico, y lo vayáis probando a medida que dais curso a la receta… mejor maridaje, imposible 😉

     

    Preparación:

     

    Un detalle importante es que piquemos bien las verduritas que forman el sofrito inicial, y por supuesto, que no tengamos prisa en guisar la carne. Esta es una receta de las de toda la vida, de ponerle cariño y paciencia, si no, la ternera se quedará dura y chiclosa, y eso sería un error imperdonable. Este es un plato fácil de preparar, pero no se le puede meter prisa… ¿empezamos?

     

    Comenzamos poniendo 3 cucharadas de mantequilla y un chorrito de aceite de oliva en una cazuela de paredes altas (yo uso una de hierro fundido que es perfecta para este tipo de guisos). Ponemos a fuego medio (si subimos demasiado la temperatura, se podría llegar a quemar la mantequilla) y doramos los trocitos de carne junto con los lardones de bacon. Tiene que estar doradita pero no totalmente hecha. Reservamos. 

     

    Mientras se dora la carne vamos pelando y picando tanto las zanahorias como la cebolla, y las salteamos en la misma cazuela. Cuando están listas las verduras, volvemos a incorporar la carne y el bacon, removemos bien, agregamos la harina, seguimos integrándolo todo, ponemos también el tomate concentrado, y finalmente agregamos el brandy. Prendemos y dejamos que se apague el fuego (* Atención: si estáis usando campana extractora de humos, este es el momento de apagarla, el fuego puede llegar hasta ella y prender si hay algo de grasa pegada en la superficie). Removemos todo bien y añadimos entonces el vino y el caldo de carne. 

     

    Probamos el punto de sabor, y añadimos el laurel y el tomillo. Ponemos un poco de sal, pero es mejor que nos quedemos cortos porque luego se concentrará el sabor y puede quedar fuerte si nos pasamos. Dejamos que hierva un par de minutos y se evapore el alcohol, y luego tapamos casi totalmente y bajamos mucho el fuego, hasta que justo rompa a hervir (fremir, como dicen los franceses). 

     

    Aquí la carne deberá guisarse durante al menos dos horas, así que mientras, vamos confitando las cebolletas y los champiñones. Para eso, ponemos mantequilla y un chorrito de aceite en una cazuela y ponemos dentro las cebollitas francesas peladas. Las dejamos a fuego bajo, removiendo a cada ratito, durante unos 20 minutos. Pasado ese tiempo, las incorporamos a la cazuela con la carne. 

     

    Ahora es el turno de los champiñones, que también saltearemos en la misma cazuelita donde hemos confitado las cebolletas. Fuego bajito, con un poquito de mantequilla y aceite para evitar que se queme. Como a los 5 minutos, los champiñones estarán listos también para incorporar al guiso. 

     

    Ya solo queda revisar de vez en cuando la olla y remover la carne, y esperar a que pasen dos horitas para que se quede tierna la carne. Probamos una vez más, ajustamos la salazón si es necesario… y a la mesa. 

     

    Sublime

     

    Hemos hecho en este caso una guarnición muy sencilla de arroz blanco, pero también servirían patatas al horno, puré de castañas, guisantes… es un plato completo, lleno de sabor y de contrastes. ¡Probadlo, vale mucho la pena!

     

    Si os gustan este tipo de guisos, probad con nuestra receta de caldereta de cordero, estamos seguros de que os encantarán también.

     

     

    (Visited 192 times, 1 visits today)
    Spaghetti Roquefort
    anterior
    Espaguetis al Roquefort
    Aperol Spritz
    siguiente
    Aperol Spritz
    Spaghetti Roquefort
    anterior
    Espaguetis al Roquefort
    Aperol Spritz
    siguiente
    Aperol Spritz

    Añade tu comentario